*

X

Lingüista pronostica que 90% de las lenguas se habrá extinguido en los próximos 100 años

Sociedad

Por: pijamasurf - 01/23/2015

Diversos fenómenos socioculturales encabezados por la globalización amenazan a un gran porcentaje de las miles de lenguas que hasta ahora, a pesar de todo, se conservan

Screen Shot 2015-01-23 at 3.37.39 PM

Al parecer la globalización cultural acentuada por las distorsiones lingüísticas, unificadas, que inspira internet, terminará revirtiendo el castigo que impactó a la torre de Babilonia. O al menos eso es lo que sugiere el doctor John McWhorter en un artículo recién publicado en The Wall Street Journal

Especialista en filosofía, música y estudios americanos de la Universidad de Columbia, McWhorter predice que 90% de las lenguas hoy vivas terminará por sucumbir durante el próximo siglo. De acuerdo con esta hipótesis, la fragmentación cultural motivada por la tendencia globalizante acabará por desahuciar a miles de lenguas pequeñas, dejando en el juego únicamente a las más grandes, entre ellas el chino, el inglés y el español.

Además, la concentración en grandes zonas urbanas monolingüísticas propicia que, al migrar de sus lugares de origen, las personas van olvidando o marginando sus lenguas originarias. Lo anterior es un proceso que ya viene confirmándose desde hace años en países con gran riqueza étnica, por ejemplo México, donde múltiples lenguas se han ido debilitando en favor de la lengua central, en este caso español. 

Por cierto, el estudioso de Columbia también descartó la posibilidad de un mundo completamente monolinguístico ya que, más allá de la lengua en si, cada una de ellas es portadora de particularidades culturales que, aunque la tendencia es a uniformarse, difícilmente ese proceso alcanzará un estado absoluto. Es decir, a fin de cuentas las diferencias culturales terminarán cuidando una cierta diversidad lingüística –aunque esta se reduzca significativamente en las décadas por venir–.

 

 

Gladiadores do Altar, la secta cristiana militarizada que pretende exterminar a homosexuales y ateos

Sociedad

Por: pijamasurf - 01/23/2015

Bajo el nombre de Gladiadores do Altar, esta iniciativa espeluznante pretende exterminar al “mal de este mundo”: los homosexuales y los ateos

10959801_641530552643210_4841097927098832668_n

 

La historia reciente está llena de sectas que han buscado acabar con ciertos sectores de la población, entre la discriminación y el fanatismo, entre ellas La puerta del cielo (Estados Unidos), La orden del templo solar (Europa), Verdad Suprema (Japón), La familia de Charles Manson (EE.UU.), Templo del pueblo (Guyana). Estos grupos llegaron a cuestionar la esperanza en el humano, ya que se dedicaron tanto a persuadir como a manipular a sus adeptos para alcanzar las metas de su líder (usualmente un psicópata inteligente y manipulador). 

Esta estructura psicológica de las sectas continúa formando grupos minoritarios con base en el abuso de poder y la manipulación mental. Y es que en los últimos meses ha surgido una campaña dentro de la secta Iglesia Universal del Reino de Dios (mejor conocida como la Iglesia Pare de Sufrir) en Brasil que ha sido calificado como una amenaza para la sociedad, según diputados brasileños.

Bajo el nombre de Gladiadores do Altar, esta iniciativa espeluznante pretende exterminar al “mal de este mundo”: los homosexuales y los ateos. Para dar a conocer sus declaraciones, este subgrupo de la famosa secta cuenta con su propio escudo, redes sociales e incluso merchandising. A través de un “ejército” de jóvenes se pretende realizar una formación militar bajo la guía de su pastor, y así generar un intento de intimidación para atacar a las minorías llamadas “infieles”. En este video se puede ver a la facción colombiana de los Gladiadores del Altar, un extraño cuerpo militar religioso. Si bien hay que advertir que las ideas de esta secta son escabrosas y parecen dignas de tiempos superados, no se tiene conocimiento de que hayan cometido crímenes o que hayan empleado la violencia --son sólo una amenaza en su discurso.

Este tipo de fenómenos radicales muestran cómo las creencias pueden llegar a distorsionar la percepción y crear fanatismos que van en contra de una educación básica que toma en cuenta la empatía y la diversidad.